Ateísmo



 


Back Home Up Next


Abandono
Abnegación
Aborto
Abuso
Accidente
Aceptación
Actitud
Actividad
Acusación
Admiración
Adopción
Adulación
Adversario
Adversidad
Advertencia
Agradecimiento
Agua Inagotable
Águila
Ajustamiento
Alabanza
Alcohol
Alegria
Aliados
Aliento
Alimento Espiritual
Amargura
Amigo
Amistad
Amonestación
Amor
Analizar
Ancianos
Anhelos
Ánimo
Anuncio
Apariencias Falsas
Apatía
Aplicación (Buena)
Aplicación (Mala)
Apreciar
Arrebatamiento
Arrepentimiento
Asistencia
Asociaciones
Astucia
Ateísmo
Avaricia
Aves
Avivamiento
Ayuda
Ayuno

 

COSAS DE VALOR QUE NO SE VEN

Se dice que un joven le decía a un ministro evangélico que él creería en Dios cuando pudiera verlo. El ministro le preguntó: -¿Joven, usted cree que su madre lo ama?

El joven respondió: -Yo no solamente creo, sino que yo sé que me ama. Entonces el ministro le preguntó si él podía ver el amor de su madre, si podía pesarlo, o medirlo.

El joven contestó: Yo no puedo ver, ni pesar, ni medir el amor de su madre; pero yo sé que me ama. Entonces el ministro poniendo su mano amorosa sobre el hombro izquierdo del joven, le dijo: -Joven, Dios es amor.

Así como es el amor, hay muchas otras cosas que no se ven; pero son tan reales o más reales que las cosas que se ven.. Todos sabemos que todas las cosas que los hombres han hacho son producto de lo que no se ve, o sean las ideas o pensamientos de los hombres: la imprenta, antes que los hombres la vieran, estuvo en la mente de su inventor. Lo mismo podemos decir de la luz eléctrica, del telégrafo, del aeroplano, de la radio, de la televisión, etcétera. Un edificio, antes de ser construido, esta en la mente de alguna persona o algunas personas; , después el arquitecto o los arquitectos ponen esas ideas en papel, hacen los planos y más tarde construyen el edificio.. No olvidemos, pues, que todo lo que nos rodea, que ha hecho el hombre, es producto de lo que no se ve: de la mente humana.

–Leobardo Estrada C.

 

LA NARANJA Y EL ATEO

Un ateo dictaba una conferencia ante un gran auditorio, y después de haber finalizado su discurso, invito a cualquier que tuviese preguntas a que subiera a la plataforma. Después de unos momentos un hombre que había sido bien conocido en la localidad por su afición a las bebidas embriagantes, pero que había sido salvo recientemente, acepto la invitación, y sacando una naranja del bolsillo comenzó a pelarla lentamente.

El conferencista le pidió que hiciera la pregunta; , pero el hombre continuo imperturbable pelando la naranja, al termino de lo cual, se la comió. Cuando termino de comérsela se volvió al conferencista y le preguntó:

-¿Estaba dulce o agria?

-No me pregunte tonterías – respondió el orador con señales evidentes de enojo-. ¿Cómo puedo saber el gusto si no la he probado?

El borracho convertido respondió entonces:

-Y ¿cómo puede usted saber algo de Cristo si nunca lo ha probado?

– El Exégeta

 

VIVORAS EN SU SEPULCRO

En cierta ciudad de los Estados Unidos vivió hace tiempo un hombre rico, bien conocido, llamado Zet Pedil, quien no creía en la existencia de Dios; se burlaba de los cultos evangélicos y de los que creían en Dios; se burlaba de los cultos evangélicos y de los que creían en Dios, con tal vehemencia lo hacia y con un vocabulario tan soez que cuando los creyentes lo veían, temblaban de terror. Un día, este ateo dijo delante de muchos testigos lo siguiente: "Si Dios existe y es verdad lo que dice la Biblia, que mi cuerpo habite entre víboras cuando yo este en el sepulcro."

No mucho después, en 1908, este ateo murió a la edad de 82 años, y cuando bajaban su cadáver al sepulcro, había en el una enorme víbora. Después de esto siempre se han encontrado víboras alrededor del sepulcro del ateo. El sepulturero dijo que una vez mató cuatro víboras en esta tumba, mientras que en otras no se encuentra ninguna. Otro escribió: "El sepulcro de este hombre esta siempre lleno de víboras. En cualquier tiempo que lo visitéis, encontraréis estos animales; el año pasado visitamos ese lugar veinte personas y encontramos veinte personas y encontramos veinte víboras. "Y se asienta que entre mas víboras matan, mas abundan.

En 1931, el director de un periódico escribió lo siguiente: "En abril visite la tumba del ateo Zet Pedil y vimos en el seis víboras negras; mi compañero mato a una de ellas a las que fotografiamos. El sepulturero nos dijo que esa mañana él había matado cuatro, y que hacía algún tiempo habían abierto el sepulcro y lo habían limpiado para extinguir los animales, pero no habían tenido éxito. Y otro hombre dijo: "Es notable que en los sepulcros adjuntos no haya ni una sola víbora, mientras que éste está infestado"

Este hecho, raro y notable, a la vez que verdadero, se ha esparcido por medio de los periódicos y folletos, acompañados por fotografías. Con esto, muchos hombres juiciosos e inteligentes se han convencido de su error; pero otros, desgraciadamente, han seguido en su pecado. Dios contesto el dicho del ateo e hizo que su cuerpo habitara entre víboras. Cuánta razón tenía el Apóstol al decir: "No os engañéis, Dios no puede ser burlado" (Galatas 6:7). 

– Julio Petridis, en El Heraldo de Santidad.

 

TRES CLASES DE ATEOS

Juan Link se hallaba un día sentado junto a una mesa con varios jóvenes que se entretenían conversando acerca de Dios en forma burlona, del ser o no ser, de la muerte y de otros temas de carácter religioso, titulándose a si mismos de ateos, con marcada complacencia. Después de escucharlos un breve tiempo silenciosamente, Link les dijo:. "Señores, hay tres clases de ateos. Hay ateos que han llegado a serlo estudiando los diversos sistemas de filosofía tanto antiguos como modernos, los que los han llevado por caminos errados, y al fin confundidos han negado a Dios. No sé si alguno de ustedes se ha desviado de Dios por sus estudios filosóficos". Todos lo negaron tímidamente.

"Bueno, la segunda clase la componen aquellos que no tienen juicio propio, sino que semejante a los papagayos van repitiendo lo que más oyen, y que como los monos ninguno de ustedes pertenezcan a esta clase." Todos lo negaron con cierta indignación.

"Muy bien, la tercera clase se compone de aquellos que tienen mala conciencia, en cuya vida y conducta hay algo corrompido, de manera que se ven en la necesidad de desear que no haya un Dios santo y justo. Porque entienden muy bien que si yo hay, la escena debe de ser espantosa cuando después de la muerte deban comparecer ante su presencia. Por eso se consuelan ante la afirmación de que "¡No hay Dios!" ¡Así que: seguid pecando! Mis caballeros, una cuarta clase no hay." Con estas palabras Link se levantó y salió saludando cortésmente. 

– Albores.

 

ATEISMO SOVIETICO

Según las informaciones de Tass, agencia noticiera oficial soviética, en la ciudad de Ashkhabad se abrio una universidad de Ateísmo;, esa población es la capital de la soviética Turkmenistann, que esta en la frontera que forman Iran y la U.R.S.S. La universidad esta ofreciendo un curso de seis meses sobre ateísmo para que mas tarde se extienda ese "conocimiento cientificoteista". El oficial del registro cívico en Alemania Oriental esta dando certificados a todas aquellas personas que voluntariamente dejen de ser miembros de las iglesias.

Es obligatorio que tengan estos certificados los oficiales del partido, los oficiales de las fuerzas armadas, y los estudiantes que están en colegios preparándose para ser maestros. 

–The Messenger

 

¡VAYA, QUE ATEOS!

Este espíritu de ateísmo y materialismo originado por el diablo y manifestado abiertamente por los comunistas, sé esta esparciendo en cierta medida en muchos sectores e individuos…Es el espíritu del anticristo… Unos dicen ser ateos por dogma, otros por disciplina, otros por novedad, etcétera, pero lo cierto es que muy pocos son realmente ateos. Hoy hablaba con un hombre acerca del Señor y me dijo: -Soy ateo; no creo en Dios.

- Usted dice ser ateo ahora que en todo le va bien; pero cuando se ve apretado entonces clama a Dios.

No, yo no clamo a Dios.

Seguimos conversando acerca de la necesidad que el tenia de salvar su alma. A lo que el argumento:.. -yo no lo le hago mal a nadie. Y hasta mire, yo cumplo los mandamientos de Dios. Dios dijo: Amaos los unos a los otros", y yo amo a todas las mujeres. Dios dijo: "Creced y multiplicaos", y es lo que yo hago siempre.

Yo le dije: - Pero Dios también dijo: . "No adulterarás". Y añadí: -De modo que usted para unas cosas dice no creer en Dios, y para interpretar mal lo que Dios dice con respecto a otras cosas, para eso cree.

Este hombre dice ser ateo; , pero en realidad es "un sinvergüenza".

Para muchos, pues, la "ultima moda" es decir que son ateos. Es el espíritu del anticristo.

El Gibareño